Crítica: Hart of Dixie

Hart of Dixie es una de las nuevas propuestas para esta temporada, de la cadena CW. Con Rachel Bilson como protagonista, a la que todos conocemos por haber interpretado a Summer Roberts en The OC, esta serie cuenta la historia de una joven que ve cómo su plan post universidad se derrumba y acaba tomando un camino con el que nunca había pensado. Ya la época de las series de personajes que se van a la gran ciudad a triunfar no están de moda, y es que ya se sabe cmo está el patio económicamente y conectamos mejor con alguien con quien más o menos tenemos cosas en común.

Zooey Hart soñaba convertirse en una gran cirujana y seguir los pasos de su padre, pero su estancia en Nueva York no le va tan bien como esperaba, no consigue el puesto que deseaba y su novio la deja. Ella intentan mostrarse fría y profesional pero a la hora de tratar con los pacientes es incapaz de conectar con ellos, así que desesperada, decide aceptar la oferta de trabajo que el día de su graduación le mencionó un amable señor. Llega a Alabama y allí su estilo sofisticado choca, nada más llegar, con el de los habitantes del pueblo Bluebell que la miran cuando pasa por su lado. Este pequeño pueblo puede ser el sitio perfecto para que la Dra. Zooey Hart se de cuenta de que los pacientes son personas y aprenda a ser una buena médico y a conocerse a ella misma.

Para sorpresa de la protagonista, su oferta de trabajo no era exactamente tal y es que el Dr. Wilkes que había fallecido le había dejado parte de la clínica a ella. Sin otras opciones posibles, Zooey se instala e intenta a adaptarse las viejas costumbres de Bluebell. Con cocodrilos que se cruzan por el camino, casas en ruinas y pacientes que dan a luz sin saber que están embarazadas, está claro que Zooey necesita tanto estar en Bluebell como Bluebell la necesita a ella.Con un aire que recuerda a Everwood y Las Chicas Gilmore, está serie es perfecta para aquellos fans que echen de menos aquellas series y para los que quieran entretenerse con una historia bonita y sobre la superación personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *