Crítica: Blitz

Después de ver el cartel promocional, me pensé que iba a ser otra película más de acción de las de Jason Statham, a lo Transporter (de las que por cierto soy muy fan, aunque su tercera entrega no me entusiasmara y tuviera demasiadas similitudes con Wasabi de Jean Reno) pero resulta que leo en Cinemanía, que se trata de un thriller y que el malo es Aidan Gillen (Juego de Tronos).

A Aidan Gillen le estoy siguiendo la pista desde hace unos meses después de ver la serie Thorne. Resulta que es uno de estos actores británicos que por estos lares no se prodiga mucho, pero que es de esos buenos actores británicos que actúan en vez de salir perfectos en pantalla. Le he visto además, en una película llamada Blackout o Atrapados donde comparte protagonismo con Armie Hammer (La Red Social) y Amber Tamblin (House), y la recomiendo totalmente.

La película es un thriller, aunque el cartel por el que se han decantado en España parece un calco de Transpoter y más de uno se ha pensado que era una peli de peleas. Pero nada de eso, bueno hay alguna paliza que otra porque el personaje de Statham es un policía duro que tiene problemas de ira, que se lo digan a su psicólogo, sin embargo la trama de la película sigue una serie de asesinatos a policías, perpetrados por un tal Blitz (Aidan Gillen, y no es un spoiler porque sale desde el primer segundo), a partir de ahí comienza una investigación y muchos policías van cayendo uno tras otro.

Entre el personaje de Statham y el de su superior interpretado por Paddy Considine (In America) tienen que dar con el responsable de estos asesinatos, pero no lo tienen nada fácil, sobre todo por la labor de un periodista (David Morrissey) que ocultará pruebas esenciales en beneficio de su artículo.

No se trata de una gran película pero es un buen thriller que destaca entre muchos de los que se han estrenado este año. Parece que los guionistas han aprendido que el espectador se las sabe toda y ahora están saliendo varias películas interesantes como esta y El Inocente que ha provocado la reaparición de un Matthew McConaughey que ha sorprendido a la crítica.

PD: No sé quién habrá doblado a la policía rubia interpretada por Christina Cole pero desentoa bastante del resto del doblaje.

2 thoughts on “Crítica: Blitz

    1. Yo en realidad fui por los actores que son todos buenísimos, pero es verdad que al principio me pensé el ir porque me creí que era una peli de acción, pero encima al ver que era un thriller pensé que a lo mejor estaba bien, y me ha encantado. Aunque es una película sin más, la verdad es que los personajes están muy bien elaborados, no son los típicos de este tipo de pelis, sobre todo el de Aidan Gillen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *